Envío gratis a casa desde 20€

MANCHAS EN LA CARA

0 Comentarios
Puntuación del artículo 0

Manchas en la piel. ¿Qué son, qué tipos hay y cómo tratarlas de forma natural?

Para comprender lo que son las manchas en la piel, hay que saber lo que es la melanina. Y es que, este pigmento natural de nuestro organismo, producido por unas células que tienen por nombre melanocitos, es el responsable no solo de la coloración de nuestra piel sino también de la protección que la misma tiene a los rayos solares así como a otras sustancias propias del ambiente.

Entonces, ¿qué son realmente las manchas en la piel?

Lo expuesto anteriormente nos hace concluir que las manchas en la piel no son otra cosa que una distribución anormal, aunque esto no siempre implica que sea perjudicial para nuestra salud, de la melanina que hay presente en nuestro organismo.

Este exceso o déficit de melanina puede darse en cualquier parte de la fisionomía del ser humano. No en vano, aunque hay algunas zonas más características que otras, se ha comprobado que estas manchas que aparecen en nuestra piel son visibles en el rostro, en las manos, brazos o piernas.

¿Qué tipos de manchas podemos observar en nuestra piel?

Son muchas las manchas que pueden ser visibles en nuestra piel, sin embargo, según afirma la Academia Española de Dermatología y Veneorología, son 6 tipos los que se pueden distinguir y diagnosticar con total certeza.

Pecas o efélides

Este tipo de mancha en la piel, uno de los más comunes dicho sea de paso, de color parduzco y de forma redonda, son debidas a la fotoexposición de aquellas personas que tienen una piel con un tono muy claro. De ahí que suelan aparecer en el rostro y en el cuello siendo más visibles en épocas en las que el sol está más presente.

Lunares o nevus

Los lunares son también acumulaciones de melanina en zonas muy diversas de nuestro cuerpo. No obstante tienen varias particularidades como las diferentes

tonalidades que toman, la posible irregularidad de sus bordes y el posible relieve que pueden llegar a adquirir.

Estas manchas en la piel son susceptibles de ser observadas por la persona que las tiene y de, llegado el caso, ser analizadas por un especialista para descartar cualquier tipo de problema.

Melanomas

En este caso estamos hablando de un tumor que es, desde todo punto de vista, maligno para nuestra piel. En principio tiene las mismas características que un lunar pero, a diferencia de él, con el paso del tiempo se observa un crecimiento regular y asimétrico. La consulta a un especialista lo antes posible permitirá atajar el problema a tiempo y poder establecer un tratamiento adecuado a la situación con el objetivo de revertirla.

Lentigos solares

Dentro del grupo de los lentigos podemos distinguir dos tipos bien diferenciados.

Por un lado tenemos los lentigos simples, los cuales, se asemejan mucho a las pecas pero con la salvedad de que no tienen su origen en una sobreexposición al sol. Por otro tenemos los lentigos solares, que si bien es cierto, son la consecuencia de una sobreexposición al sol, su color es más oscuro que el de una peca.

En ambos casos, sin embargo, no estamos hablando de manchas que sean perjudiciales para nuestra piel.

Melasma

Esta clase de mancha parece ser exclusiva de las mujeres y consiste en una pigmentación muy oscura en determinadas zonas de la piel como las mejillas, la cara o la frente. Suelen aparecer a partir de los 30 años y pueden sufrir complicaciones en algunos episodios claves como el embarazo o la menopausia.

Vitíligo

A diferencia de las manchas en la piel que hemos tratado hasta el momento, en este caso nos enfrentamos a una decoloración de la piel. Estas manchas de aspecto

blanquecino suelen aparecer en zonas como las piernas, alrededor de los ojos o de la boca y parece ser que tienen su origen en algunos problemas de tiroides.

¿Es posible tratar de manera natural estas manchas?

Si bien es cierto que la respuesta es un rotundo sí, no es menos cierto que hay algunos productos dentro de lo que se conoce como cosmética natural, que aportan unos beneficios realmente interesantes si los comparamos con otros.

Entre estos productos que realmente ofrecen resultados visibles podemos encontrar los de la gama Bema White. Un conjunto de productos que incluye cremas faciales, mascarillas, sérum, peeling y leche limpiadora de manera que se puedan cubrir todas las necesidades de las personas que padecen manchas en la piel de las que podemos considerare como benignas.

El principal beneficio que aportan estos productos es que son 100% naturales. De hecho, no contienen alcohol, no contienen ningún derivado del petróleo como los parabenos, no incorporan siliconas o perfumes sintéticos, no incluyen organismos modificados ni, en resumen, ningún agente químico. Asimismo han sido probados a nivel dermatológico y a nivel microbiológico.

La gama Bema White es perfecta para eliminar esas manchas en la piel que aparecen como consecuencia de la edad o como consecuencia de una excesiva exposición al

astro rey. Del mismo modo se ha comprobado que tiene una gran efectividad en las manchas que aparecen tras el uso prolongado de ciertos desodorantes o perfumes.

Especialmente formulada para su uso diario, los productos Bema White pueden formar parte, sin problema alguno, de tu tratamiento de belleza particular. Y es al tener un producto para cada ocasión puedes utilizar el tónico y la crema facial para comenzar el día con tu piel hidratada y, para terminar la jornada hacer uso de la leche limpiadora y la mascarilla. Una doble acción de prevención y restauración que hará que tu piel recupere su color natural sin ninguna clase de agente perjudicial para ella.

Comentarios
Dejar un comentario
Comentario agregado con éxito !
Se ha producido un error; por favor, póngase en contacto con nosotros.
Debe iniciar sesión para introducir un comentario.
Valoración media en más de 2000 comentarios de productos
4.4 ( Sobre 5 )

Ir al Inicio